Acciones de investigadores en Ciencias Ambientales y Salud de la UASLP se reflejan en prevención y protección de la población

El Dr. Fernando Díaz-Barriga Martínez responsable del Centro de Investigación Aplicada en Ambiente y Salud (CIAAS) de la Ciacyt- UASLP, en el marco del Día Mundial de la Salud, que se conmemora este jueves 7 de abril bajo el lema “Nuestro planeta, nuestra salud”, realizó un recuento de la aportación en investigación, particularmente en las áreas de mayor riesgo en el estado de San Luis Potosí, como la contaminación del aire, del agua, basureros, humo de leña, ladrilleras, zonas mineras y campos agrícolas dañados por plaguicidas, entre otros. 

Al hacer una presentación del Estado actual de la Investigación en Ciencias Ambientales y Salud en la Facultad de Medicina de la UASLP, el investigador sostuvo que la contaminación mata tanto como el Covid-19, “pero si a esta añadimos la mortalidad que causa el cambio climático, entonces llegamos a 13 millones de muertos y superamos no solo al Covid-19, sino a todas las muertes por las violencias, incluyendo las guerras”. 

Indicó que la contaminación y el cambio climático son la primera causa de muerte en el mundo, pero además 25 por ciento de la carga de enfermedad se debe a factores ambientales.

“En México la contaminación es peor que el crimen organizado y creo que una institución pública como la Facultad de Medicina debe hacer algo al respecto. De nuestra parte colaboramos desde el fenómeno de la construcción de la salud, interaccionando as amenazas químicas, físicas, biológicas y sociales, junto con la morbilidad del paciente y con las condiciones donde vive”.  

Resaltó que junto con un grupo de investigadores han logrado destruir amenazas químicas, como fue en el caso del agua de la ciudad detectada con flúor y arsénico; luchando contra hornos ladrilleros; en la Huasteca Potosina lográndose instalar estufas ecológicas; medir la toxicidad del Río Claro, en Tamazunchale, contaminado por manganeso. 

De las amenazas físicas, habló del panorama del aire de la ciudad, encontrando recientemente contaminación por microplásticos en aire y agua, “contamos con una muestra en la presa San José, y a través de estudio realizado en humanos se demostró que estos generan radicales libres. Los microplásticos, también los tenemos en el aire en el carbono negro, en el grafeno y asociado a sustancias tóxicas”. 

Finalmente, dio a conocer que en el trabajo social se logró establecer el Índice de Escenarios Humanitarios, en el que se tiene identificado lugares con mayor riesgo de lo que se ha hablado en toxicología social.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s