SUTSGE, reclama a nuevos funcionarios el no engañar a la ciudadanía

La Secretaria General del Sindicato Único de Trabajadores al Servicio del Gobierno del Estado, SUTSGE, Bernardina Lara Argüelles, ante afirmaciones de funcionarios, disiente y expone: “Los trabajadores del Gobierno del Estado, siempre hemos estado y estaremos con el pueblo potosino, ya que en ocasiones hacemos más por el pueblo que el mismo gobierno estatal, tal como lo fue al inicio de la pandemia por COVID-19, en donde con la participación de la base trabajadora, el SUTSGE repartió 52 toneladas de víveres en las colonias de la periferia, mientras que el gobierno no hizo nada”.


Es ridículo que la Oficialía Mayor invite a los sindicatos a unirse al gobierno para permitirle que corra trabajadores, quienes no por que trabajen en el gobierno dejan de ser ciudadanos potosinos.

Mienten cuando dicen que no han corrido a ningún trabajador de base sindicalizado (perteneciente a cualquier sindicato), porque entonces: ¿Quién corrió a la trabajadora del ICAT y a los de la Secretaría de Turismo? Ya fueron tres trabajadoras corridas en esta administración, más los cientos de trabajadores, mal llamados de “honorarios”, que teniendo muchos años de antigüedad, fueron corridos para meter personal de nuevo ingreso, los cuales no tienen ninguna preparación y mucho menos experiencia; por ejemplo: en la Dirección del Registro Civil, despidieron ocho trabajadores que contaban con antigüedad para contratar a quince nuevos y en la CEFIM contrataron quince personas más. Por otra parte en las oficinas de la Oficialía Mayor, diariamente se observan nuevas personas entregando documentación, quienes se sabe, están siendo contratadas.
Así está sucediendo en todas las oficinas de gobierno, no deja de llegar más gente.

Contrariamente, despidieron a trabajadoras madres solteras, divorciadas y a trabajadores con hijos; todos ellos sostén de sus familias, cuyo salario quincenal oscila de 3 a 6 mil pesos, los que dejarán de percibir.

Lara Argüelles acotó: “Es increíble que en la Oficialía Mayor, donde dicen que todos sus funcionarios son Licenciados en Derecho, no respeten las Leyes laborales; pareciera que sólo son abogados marrulleros, ¿para qué tiene gobierno un organismo como la CEDH y gasta en él, si no respeta los derechos humanos? ¿para qué gasta en legisladores, si el Poder Ejecutivo no respeta las leyes?”

Además debatió: “¿De dónde sacan tres clases de trabajadores en el Gobierno si la Ley solo señala trabajadores de base y trabajadores de confianza?”


Es mentira que había en nómina tantísimos aviadores, como también es falso que al terminar un contrato pueden correr a los empleados, jamás se habían vulnerado las leyes corriendo a trabajadores, quienes en muchos casos han venido pasando de administración en administración esperando tener su basificación.
Al contratarlos por honorarios asimilables o como prestadores de servicios, el gobierno solo disfraza una relación laboral. ¡Ya basta de mentiras!


Lara Argüelles concluyó: “Le pedimos a los nuevos funcionarios que no engañen a la ciudadanía, pues mienten al informar que los recursos con que se les paga a los trabajadores pueden ocuparlos para obra pública, ya que la ley separa muy bien lo que el gobierno puede utilizar para este rubro y lo que corresponde para salarios”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s